Última actualización: 11.08.2014 - 14:52
A través de la modernización del Mercado Agrícola, se buscará la dinamización socio-económica del barrio Goes. Se restaurarán y reconstruirán los elementos estructurales, decorativos y funcionales de las cuatro fachadas del Mercado. La piedra fundamental del Mercado se colocó el 30 de diciembre de 1906, en el predio limitado por las actuales calles José L. Terra, Dr. Juan José de Amézaga, Ramón del Valle Inclán y Martín García.

Muy cerca de uno de los edificios emblemáticos del país, el Palacio Legislativo, en pleno barrio Goes, a poco más de 100 metros de las facultades de Química y de Medicina, está el Mercado Agrícola, en pleno proceso de recuperación.

Construido entre 1905 y 1915, el Mercado se emplaza en una zona servida por caminos que, desde distintos puntos del territorio, proveían de productos a la capital. Por esa razón, desde las primeras décadas del siglo XIX, allí se radicaron diferentes servicios destinados al abastecimiento de Montevideo.

En un predio donado por Carlos H. Crocker, se colocó el 30 de diciembre de 1906 la piedra fundamental del mercado Agrícola, obra del arquitecto Antonino Vázquez. Su habilitación se realizó el 30 de noviembre de 1912.

En 1906 se comenzaron las obras de mampostería, las que se completaron luego con la enorme estructura de hierro del techo, con 5.867 metros cuadrados, que había pertenecido a la Gran Exposición Internacional de Bruselas y fue obsequiada al presidente José Batlle y Ordoñez en una visita suya a Bélgica.

En 1913 el Mercado Agrícola se inauguró oficialmente. En la fachada que da a la calle José L. Terra puede verse el dedicado trabajo hecho en cerámica europea. La inscripción de la fecha ubica los comienzos de la obra.

Se trata de un proyecto inspirado en las revolucionarias construcciones metálicas del mercado de Les Halles, en París: una estructura metálica –que venía en barco desde Inglaterra y se armaba en el lugar-, con pilares de hierro fundido y cerchas que permiten generar grandes espacios con pocos puntos de apoyo.

Semejante a la construcción del mercado del Puerto, de 1868 y al mercado de la Abundancia, de 1909, el mercado Agrícola está considerado como el mejor exponente de ese estilo arquitectónico.

-